top of page
  • El Shen Dorado

ACUESTÉTICA

Actualizado: 9 mar 2020

La acupuntura estética nace durante los años 70, cuando los médicos practicantes de la acupuntura tradicional china en el hospital de Pekín, se dieron cuenta de lo efectos que producían las agujas en el rostro de los enfermos. Disminuían las huellas que el tiempo iba dejando e incluso recuperaban el esplendor del rostro que varios años atrás tenían. Así se dieron cuenta que la acupuntura podía tener un campo de actuación importante dentro de la estética.



A pesar de que tradicionalmente la cultura china siempre ha tenido especial interés por la belleza y la estética, hasta estos últimos años no se han puesto de manifiesto los beneficios de la acupuntura aplicada a la estética en occidente.


Estas últimas dos décadas se está extinguiendo mucho más, gracias especialmente al uso y la propaganda que de él hacen las personalidades más públicas, sobre todo de la acupuntura estética facial. Además carece de efectos secundarios y respeta y contribuye al equilibrio corporal.


Por los estudios que se han seguido haciendo en occidente se puede decir que la acupuntura estética abarca tres apartados: acupuntura estética facial, acupuntura estética corporal y nutrición.


¿COMO ACTÚA?

La generación de colágeno que evita la aparición de las arrugas puede estimularse mediante la punción de algunos puntos de acupuntura.


En mi consulta también añado unos restauradores bioenergéticos para las arrugas más profundas, que actúan estimulando la producción de colágeno en la zona. Aunque esto no forma parte de la acuestética, he comprobado que dan muy buenos resultados y porqué no usarlos si también se trata de un proceso natural.


La acupuntura estética también ayuda a eliminar la grasa acumulada en las piernas, la retención de líquidos, la reducción de las bolsas en los ojos.



AYUDA A LA REDUCCIÓN DE CICATRICES

Todo nuestro organismo está interrelacionado, por eso en muchas ocasiones al aplicar cualquier tratamiento de acupuntura estética se produce un equilibrio energético de los meridianos obteniendo como resultado no sólo mejorar nuestro aspecto, sino también mejorar otros síntomas que había en el organismo y que de inicio no eran el motivo de la consulta.


El tratamiento de acupuntura estética es un procedimiento indoloro, que abarca el campo de la estética facial y la corporal.


ACUPUNTURA ESTÉTICA FACIAL

Consiste en la colocación de agujas en puntos determinados del cuerpo a los que se le atribuyen acciones especiales, en este caso sobre el rostro. Tras el tratamiento, se realiza un masaje facial con un masajeador “GUA SHA”, con un rodillo de jade o con ventosas; dependiendo de qué resultado queramos conseguir: mejorar la circulación facial, redistribuir la grasa o cerrar los poros.



Como cualquier tratamiento antienvejecimiento, el objetivo es el de eliminar arrugas y líneas de expresión, así como mejorar el estado y condiciones del rostro.


BENEFICIOS

•Aumentan el volumen de riego sanguíneo mejorando la coloración de la piel.


•Facilitan la producción de colágeno rellenando los surcos marcados en la piel (arrugas).


•Mejoran la oxigenación celular manteniendo la piel joven y en óptimas condiciones.


•Elevan el tono muscular minimizando el descenso de los tejidos faciales.


ACUPUNTURA ESTÉTICA CORPORAL

Si se trata de un tratamiento enfocado a dietas de adelgazamiento y eliminación de grasa y retención de líquidos, aconsejo a la persona interesada cuáles son los alimentos más y menos apropiados, además de enseñarle como debe y no debe compaginarlos. Todo esto conjuntamente con aurículoterapia para el control del peso y la puntura corporal pertinente.


•Ayuda a eliminar cicatrices.


•Ayuda a mejorar la reabsorción de grasas y líquidos por parte del sistema linfático.



¿CUANTAS SESIONES NECESITO PARA LA ACUPUNTURA ESTÉTICA FACIAL?

Teniendo en cuenta que se trabaja con las propias capacidades del organismo para regenerarse y mejorarse, hay que comprender que los resultados obtenidos nunca van a estar por encima de las capacidades del usuario.


La valoración general se sitúa que entre 10 y 12 sesiones, siendo cada una de ellas una vez por semana; seguido de una sesión cada dos meses, puede llegar a rejuvenecer el rostro entre 5 y 8 años dependiendo del caso.

14 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page